Casas sostenibles y casas pasivas una apuesta por la calidad de vida

Casas sostenibles y casas pasivas una apuesta por la calidad de vida
5 (100%) 7 votes

Las casas sostenibles y las casas pasivas son una apuesta clara por una calidad de vida óptima, de echo son las casas del futuro.

La vivienda digna y el cuidado del hábitat son dos de los derechos fundamentales recogidos en la Constitución española

Título I. De los derechos y deberes fundamentales. Capítulo tercero. De los principios rectores de la política social y económica.

Artículo 47 y artículo 45, respectivamente -. Dos derechos que deberían complementarse para beneficio del bienestar del ser humano.

Por ende, la consecución de ese propio bienestar debería ser un concepto indisolublemente unido al desarrollo sostenible,

un término muy ligado también al individuo. Conviene recordar que la sostenibilidad es la rama de la ecología que se ocupa

del estudio del equilibrio de una especie con los recursos de su entorno, cubriendo todas sus necesidades sin dañar ni sacrificar su demanda futura.

Está científicamente probado que la planificación espacial y el diseño arquitectónico de los entornos residenciales tienen

una influencia significativa en los factores determinantes de la salud; todas las mejoras que se realicen en el plano ambiental repercutirán,

bien directa, bien indirectamente, en la salud del ser humano.

Las características del mundo actual invitan a la naturaleza a interactuar permanentemente con la tecnología mediante un nexo que es la arquitectura,

una disciplina involucrada activamente en modificar y (a)condicionar de forma integradora nuestra relación con el entorno en el que vivimos y nos desarrollamos.

La vivienda no puede ser entendida únicamente como un simple ente físico excluido de nuestras vidas.

De ahí nace el concepto de vivienda saludable: aquella que se expande al propio asentamiento y al entorno residencial

para reflejar las expectativas de seguridad, confort e higiene de cada uno de sus residentes.

Casas sostenibles y casas pasivas una apuesta por la calidad de vida

¿Qué es una construcción saludable y qué requisitos ha de cumplir para ser declarada como tal?

Las casas sostenibles ideales son construcciones de diseño moderno, con un bajo consumo energético para acabar

con la dictadura tradicional de los malos hábitos adquiridos durante décadas de derroches indiscriminados de los cada vez

más escasos recursos naturales; son las bien llamadas casas pasivas, es decir, aquellas viviendas que aprovechan las condiciones naturales

(o la utilización de las energías renovables, como por ejemplo la energía solar térmica), en detrimento de las necesidades energéticas.

Recordemos que antes del pasado siglo XX, la mayoría de las viviendas construidas en las áreas rurales cumplían a rajatabla con estos criterios primordiales.

Y la gente vivía más y mejor. Casas en continuo contacto con la naturaleza orientadas hacia el sur para aprovechar al máximo los rayos del sol

que incidían en la fachada consiguiendo que en invierno la temperatura en el interior fuera mucho más elevada.

 

¿Qué materiales se deben utilizar en las construcciones saludables?

En el mundo de la construcción se denominan materiales ecológicos aquellos en los que, tanto para su fabricación

como para su posterior colocación y mantenimiento, se han llevado actuaciones con un bajo impacto ambiental.

Materiales duraderos, naturales (la tierra, el adobe, el corcho, el bambú, la madera con sus múltiples derivados, e incluso la paja),

inalterados con las inclemencias del tiempo, que cumplen el requisito de ser reutilizables y reciclables en su composición

y cuya procedencia ha de ser, principalmente, de recursos de la zona donde se va a construir.

poliestireno expandido neopor

Son prácticas cada vez más generalizadas aquellas que fabrican hormigón con caucho reciclado de neumáticos usados,

las que utilizan las aguas residuales procedentes de depuradoras para fabricar ladrillos, o las que emplean como aislante

los restos de la madera y el corcho procedentes de podas o serrerías. También las basadas en utilizar el mortero de cal y,

sobre todo, la fibra de celulosa del papel reciclado – el papel se trata con sales de bórax que le proporcionan propiedades ignífugas,

insecticidas y anti fúngicas para evitar las infecciones causadas por la contaminación con hongos -.

Actualmente las viviendas saludables son aisladas térmicamente con partículas de espuma en forma de perlas de neopor,

lo que se denomina aislamiento térmico insuflado, posibilitando la  reducción del consumo de calefacción y las emisiones de CO2

tan comunes en los edificios de construcción antigua; casas de hormigón cuyos pilares estructurales se basan principalmente en el cemento.

El aprovechamiento de las extraordinarias propiedades del neopor y la eficiencia energética ha sido definitivo y definitorio;

perlas de tamaño diminuto con un aislamiento mejorado, hidrófugas, ligeras y con un proceso de sedimentación muy bajo.

casas y edificios de hormigon

   ¿Cuál es el panorama “sostenible” en Europa?

La primera casa europea declarada como vivienda saludable se encuentra en la región de Véneto, en el noreste de Italia.

La obtención del prestigioso certificado LEED (Líder en eficiencia energética y diseño sostenible) –

consiguió una puntuación de 117 puntos sobre un máximo de 136 -, fue debido a la emisión del 60 % menos de CO2 que la media emitida

por los edificios de construcción tradicional.

La vivienda cuenta con métodos de protección que aumentan notablemente su calidad arquitectónica.

Posee, además, una instalación fotovoltaica que refrigera las estancias a la par que suministra calor y agua caliente sanitaria.

Su consumo energético anual es inferior a 25 kW/m2. Según su diseñador, el prestigioso arquitecto Thomas Biroli, la carpa,

situada en la fachada sur, se abre a la carga energética de la vivienda cuando hay una necesidad.

También restablece la totalidad del agua de lluvia, todas las bombillas son LED y se gestiona el hogar a través de estrictos controles de consumo.

Biocasa_82 – acertado nombre con el que han bautizado a la vivienda -,

integra el diseño, la arquitectura y la ingeniería incrementando el ahorro de energía y la sostenibilidad.

Un diseño que ha llevado 6 meses de trabajo, más otros 18 meses adicionales de ejecución del proyecto.

edificios pasivos

   ¿Y el panorama “sostenible” en España?

En España la presencia de este tipo de ecoviviendas que generan los recursos que ellas mismas consumen empieza a dejar de ser anecdótica y excepcional.

Curiosamente, son las poblaciones aisladas sin acceso a la red eléctrica las que han empezado a instalar tecnologías para autoabastecerse.

En el malagueño pueblo de Fuengirola se ha diseñado la Eco-House, un proyecto con tejados solares,

sistema de aprovechamiento del agua de lluvia y calefacción de suelo radiante que aprovecha la energía del sol.

En Vilafranca del Penedès (Barcelona) la arquitecta alemana afincada en Huesca Petra Jebens- Zirkel,

ha sido la responsable de la construcción de unos 80 chalés autosuficientes; viviendas cuyas placas fotovoltaicas producen electricidad que se vende,

si hay excedente, a la compañía eléctrica. El agua de lluvia se recoge, se almacena y se depura, el inodoro opera en seco y el agua de la ducha,

de la lavadora y de los lavabos se reutiliza en un circuito cerrado. A cuarenta kilómetros de Madrid,

Casa Martina es ejemplarizante por tratarse de una vivienda que se ventila con el aire que circula y se renueva en su interior

gracias a la instalación de un pozo canadiense, un montaje que permite que pase el aire del exterior por debajo de la tierra

para que vuelva a entrar a la misma temperatura del interior. Así renueva el aire sin perder ni un ápice de energía.

Y la casa permanece fresca en época estival y cálida en invierno. Cuando la renovación del aire no es la idónea para aclimatar la vivienda,

una bomba de calor geotérmica recoge la energía acumulada de una instalación solar térmica para de este modo lograr

que la temperatura se mantenga confortable durante todo el año. Una combinación perfecta de sistemas que consiguen

ahorrar energía y hacen de Casa Martina un patrón a seguir.

España y las casas sostenibles

Aunque la posibilidad de que a partir de ahora se construyan más casas sostenibles y casas pasivas no depende solamente de un cambio de mentalidad en la población,

sino también de la regeneración de las leyes. España es el único país del mundo que penaliza la energía solar.

Para consumir la energía de los paneles solares el Estado obliga a su dueño a pagar una tasa a las compañías eléctricas.

Es como tener un huerto y estar obligado a pagar al supermercado por consumir tus propios productos.

   ¿Cuánto cuesta una casa sostenible?

El precio, como en cualquier vivienda tradicional, depende directamente de los metros cuadrados, del diseño y el terreno en el que se construya la casa.

En Maison Plus hemos logrado que constructoras de este país pongan precio y definan lineas de acabados para este tipo de construcciones.

   ¿Por qué construir casas sostenibles?

La precaria situación medioambiental requiere compromiso por parte de todos. Como ya hemos visto,

las casas sostenibles ayudan a mejorar el mundo en que vivimos a la par que reducen los costes a medio y largo plazo

a sus inquilinos debido a un correcto aislamiento, a la utilización de los materiales adecuados y al aprovechamiento de las energías renovables.

Una casa sostenible cuenta con las mismas ventajas en cuanto a habitabilidad del espacio que una casa tradicional pero es mucho

más confortable ya que se adapta a las circunstancias de su entorno sociocultural.

La necesidad del individuo a vivir más y mejor debería estar reflejada en un artículo de cualquier constitución moderna,

en estrecha relación con la filosofía de vida propuesta por la construcción de viviendas sostenibles y eficientes, esto es, el aprovechamiento máximo de nuestros recursos.

Para ampliar esta información se recomienda enviar un mail a info@maison-plus.es o bien llamar al teléfono 626624746.

 

Guardar

¡Compártelo en las Redes Sociales!

Deja un comentario